Buscar

  • Contacto: info@pecafer.es

  • Teléfono: 987 22 56 27

Home

La guía del conductor óptimo

La guía del conductor óptimo

La guía del conductor óptimo

En estas fechas, muchos soñamos con el primer día de vacaciones, en el que nos sentaremos al volante y escaparnos a donde nos pida el cuerpo, libres como pájaros. Viajar en coche puede darnos muchas alegrías y conducir es fácil, pero pronto ese viaje puede convertirse en una pesadilla y ser un buen conductor no es tarea fácil.

 

 

Os queremos dar los trucos para ser unos auténticos viajeros, ahora y siempre.

  1. Lo primero es lo primero: Evitar las multas, conservar los puntos del carné y la bonificación del seguro de coche suena bien. Evitar accidentes y ser capaces de mantener todo bajo control y conseguir un aplauso a la llegada, de los que han viajado con nosotros, es la verdadera clave.
  2. Dato objetivo, a tener en mente: 90% de los accidentes se deben al factor humano: la fatiga, la conducción irresponsable o al incumplimiento de las normas viales, etc.
  3. Control significa ajustar el asiento, verificar la visibilidad de los retrovisores, abrochar el cinturón de seguridad, medir la presión de los neumáticos en función del vehículo y de cuantos viajeros o equipaje llevamos, verificar los niveles de aceite y líquido refrigerante y verificar si las luces funcionan.

 

Empieza la aventura:

  1. Concentración al volante significa no distraerse por múltiples estímulos, mantener la vista en la carretera y el ritmo del tráfico, además de las señales viales sin dilaciones en el tiempo de reacción, tener gafas de sol y agua o refrescos a mano en el caso de conducir durante las horas de mayor radiación solar, así como estar descansados en caso de conducir durante la noche.
  2. Distancia de seguridad significa mantener al menos el espacio de cinco metros entre el coche de delante y en ningún momento ir “pegado” a este, la frenada de emergencia puede caer cuando menos te lo esperas y probablemente terminarás chocando.
  3. Los carriles están para dar vía libre a todos y cada uno. Si el coche que te sigue se pega demasiado, no debes acelerar o cambiar de carril de manera urgente, sólo terminar tu propia maniobra de adelantamiento, activando el intermitente (conviene recordar: el derecho, para dirigirte a la derecha, y viceversa), usando los espejos retrovisores y aprovechando el espacio suficiente.
  4. Profesionales como nosotros, trabajamos para garantizar los servicios necesarios a lo largo del trayecto: descansar y repostar, o consultar en caso de duda al personal de una estación de servicio, por el camino, puede haceros ganar más tiempo del que paráis.
  5. Ahora nos queda hacer de estas conductas, un hábito; de la carretera, un placer; de la vida, una constante y de ser mejor conductor, nuestro único y primordial objetivo. 

Related Posts