Buscar

  • Contacto: info@pecafer.es

  • Teléfono: 987 22 56 27

Home

La forma correcta de conducir en las rotondas

La forma correcta de conducir en las rotondas

La forma correcta de conducir en las rotondas

En los últimos días ha vuelto a salir a la luz el eterno debate: cómo es correcto circular en las glorietas. Se está hablando mucho del “timo de las rotondas”, en el que un coche comienza a dar vueltas alrededor de una rotonda por el carril externo. Cuando ve que otro conductor que circula por el interior señaliza para salir, el vehículo timador acelera impidiendo el paso y provocando un accidente leve pero de la suficiente envergadura como para que los ocupantes aseguren sufrir lesiones.

Esto ha reavivado un debate que la Dirección General de Tráfico (DGT) ya se ha encargado de aclarar, por enésima vez. Lo primero que debemos tener claro es que el vehículo que quiere acceder a la rotonda debe ceder siempre el paso a todos los que ya estén circulando por ella. Una vez dentro, los cambios de carril se efectúan respetando la prioridad del vehículo que circula frente a aquel que pretende ocuparlo.

De las rotondas debe salirse siempre por el exterior, pero circular todo el tiempo por el carril de fuera sería técnicamente incorrecto aunque no sancionable. Si no vas a abandonar la rotonda en la primera salida, lo correcto es avanzar por el interior y después señalar en el momento en el que quieres abandonar. Lo que sí sería incorrecto, sancionable y además muy peligroso es salir de la rotonda directamente desde el carril de dentro.

Para intentar acabar con la polémica, en España ya se habla de la construcción de turbo-rotondas, un tipo de glorietas diferenciadas de las convencionales por sus carriles con función concreta, en la que cada uno está delimitado y guía a los vehículos hacia una salida diferente. Para que esto se cumpla estarán delimitados por líneas continuas que por ley no se pueden traspasar, evitando así múltiples choques laterales.